0

Represión impidió que manifestantes llegaran al CNE en el día 80 de protestas

Represión impidió que manifestantes llegaran al CNE en el día 80 de protestas
0

La represión de parte de los cuerpos de seguridad del Estado comenzó temprano e impidió que los manifestantes avanzaran en la Autopista Francisco Fajardo / Foto: EFE

Como ya es usual, la marcha opositora no pudo llegar a su destino: la sede del Consejo Nacional Electoral. La movilización denominada “Todos a Caracas”, convocada por la Mesa de la Unidad Democrática para este lunes 19 de junio, fue reprimida por efectivos de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB).

Miles de personas acudieron a la autopista Francisco Fajardo desde 32 puntos de distintas zonas de la ciudad para caminar hasta el CNE. El Valle, Montalbán, Bello Monte, Chacaíto y Santa Fe fueron cinco de esos 32 puntos con una importante cantidad de personas. Estudiantes de distintas universidades de El Tigre y Barquisimeto llegaron a la capital del país para participar en la manifestación contra la Asamblea Nacional Constituyente.

“Constituyente=Fraude. Fuera Maduro” era el mensaje de una de las pancartas de los marchantes en la Plaza Brión de Chacaíto. Desde El Valle, los ciudadanos rechazaban con cánticos el proceso Constituyente. En Bello Monte, profesores universitarios enviaban mensajes a los más jóvenes. “No están solos en esta lucha”, decían.

En El Rosal, la alcaldesa encargada de Caracas, Helen Fernández, recordaba que han transcurrido 80 días de protesta que han dejado un saldo de más de 15.000 heridos y un promedio de un muerto por día. “Seguimos en la calle protestando por el cambio que necesitan los venezolanos”, expresaba.

Desde el mediodía ya los efectivos de la Guardia Nacional Bolivariana estaban apostados en ambos sentidos en la autopista Francisco Fajardo a la altura de El Rosal. El diputado Juan Requesens fue el primero en llegar frente al piquete. “Hoy nos toca aguantar bastante”, dijo a los manifestantes. En minutos, la GNB comenzó a avanzar y a activar sus equipos antimotines: las ballenas comenzaron a mojar a algunos y las bombas lacrimógenas a asfixiar y golpear a otros.

Las personas a lo largo de la Autopista Francisco Fajardo comenzaron a correr y a desviarse hacia Las Mercedes, Chacao y Chuao. A la altura del Distribuidor Ciempiés, desde el segundo piso de la autopista, los uniformados lanzaron bombas lacrimógenas directamente hacia los manifestantes. La represión se extendió hasta la Avenida Principal de Las Mercedes y  hacia el Centro Ciudad Comercial Tamanaco (CCCT).

“El Gobierno quiere imponernos un Constituyente fraudulenta”, señaló el gobernador del estado Miranda, Henrique Capriles Randonski, quien, junto al diputado José Manuel Olivares, se vio afectado por los gases lacrimógenos frente a la avenida Río de Janeiro.

Tras 80 días de protestas, cuando restan 42 días para las elecciones de constituyentistas, los venezolanos protestaron durante unas seis horas. “La calle sigue viva”, expresó por su parte el primer vicepresidente de la Asamblea Nacional, Freddy Guevara.

Entre tanto, los guardias nacionales continuaron avanzando hasta las adyacencias de La Carlota, donde se enfrentaron contra manifestantes hasta el Distribuidor Altamira. Hasta las tres de la tarde, el intercambio manifestantes-guardias no iba más allá de piedras, cócteles molotov y lacrimógenas y perdigones. Después de las cuatro de la tarde, algunos ciudadanos que aún protestaban mostraban casquillos de bala y denunciaban que los guardias les habían disparado. Allí, el menos seis personas resultaron heridas y un menor de edad, de 17 años, perdió la vida de un disparo en el tórax.

Fuente

Loading...